Estás en > Matemáticas y Poesía > César Aguilar

CUENTOS Y RELATOS - ILUSTRACIONES
 

LA BRUJA ES MIA

Mis sueños se repiten una y otra vez; en mis sueños los golems , seres que carecen de alma, forjados por magos negros atacan mi ciudad; son enormes moles de acero y granito que nunca se detienen, que no sienten piedad remordimientos o ira.
En ellos los magos oscuros volcaron su arcano saber y al barro inanimado le dieron vida, enfundados en corazas de metal oscuro, no piensan no sienten, no cuestionan nada, obedecen.

En mis sueños he visto que nada les puede hacer frente, nadie los detiene, nada acaba con ellos, los heroes caen a cientos ante los golems sin alma, arrebatan la vida,destruyen cuanto se interpone en su camino, pues solo viven por servir a su señor. Sin voluntad y con furia ciega los golems avanzan...
ilustración de César Aguilar
En mis sueños el oscuro, un ser de la mas abyecta oscuridad, enfundado en harapos rojos y escarlata de las sangres de los que osaron enfrentársele, ataca mi ciudad, mi hermosa ciudad, los mios luchan, pero los planes de defensa se hacen añicos ante este mal, un mal que no puede ser detenido.

Mis amazonas, mis virgenes vestales y yo misma, nos calzamos nuestras blancas túnicas. Antaño eramos seres sagrados entregados al cuidado de nuestra diosa, nos abrazamos, nos colocamos las armaduras de oro y bronce , y desenvainamos nuestras espadas, espadas de mujer, curvas, afiladas, precisas...mortales

En mis sueños los soldados de acero, aplastan la carne blanca, metal contra carne, quejidos y dolor, es un sonido seco , feo, de la carne al ser cercenada, cortada, aplastada.

Y aunque luchamos con honor y valor, los golems sin alma sin lugar a donde ir en la muerte avanzan...

Las puertas del palacio resuenan...BRROOOOOOMMMMM.
ilustración de César Aguilar
Las envestidas de los golems hacen temblar la puerta, me concentro en mis hechizos , busco las palabras, los movimientos son perfectos, me concentro...

Como consorte de la diosa la invoco ante el altar, incienso arde, llega ante mi señora, pido para nos tu gracia...
Repito el encantamiento y vierto mi sangre ante el altar,pero hoy la diosa no escucha...

Mis guerreras forman entre la puerta y nos; son valientes, son habiles amazonas expertas en la lucha, en el pasado derrotaron a los heroes griegos, pero hoy no, no ante el horror que esta a punto de cruzar esa puerta...

En mis sueños me veo de rodillas ante el oscuro, siento su hedor cuando caigo ante sus pies mientras me arrebata el alma...

-la bruja es mia.
AQUI AHORA

El ruido de la batalla me saca de mis ensueños, no quiero morir, no así, no así, de rodillas y suplicando, mis visiones siempre se han cumplido, como profetisa del templo ... Sé lo que se avecina.

A la principal!, ¡a la puerta principal!- gritan los oficiales. Su desesperado grito alcanza las murallas interiores, y los soldados abandonan las almenas y se unen a la batalla en el patio de armas, sus uniformes blancos, distintivo de soldados de palacio, se mezcla con los atuendos grises y oscuros de los invasores, pero entre el blanco y negro, es el rojo el que predomina. La sangre baña el suelo, todo es resbaladizo todo es pegajoso...

Temyscira la bella, la mas hermosa de las ciudades de oriente, esta apunto de caer, arde por los cuatro costados, la ciudadela y el reducto resisten pero no por mucho.

Como en mis sueños, nos preparamos, abrazo a mis hermanas, digo lo que he de decir, cojo mi escudo dorado y desenvaino mi espada, hoy no suplicare a la deidad.

A la batalla, a la batalla, a ella mis hermanas, a la batalla.

Cien vestales responden levantando sus armas, se abren las puertas de palacio y no unimos a la muerte que llega de todos lados.

Al principio, uno contra uno, luego dos contra uno, mis soldados, mis hermanas
luchan a la desesperada.

En mis sueños las vi morir...ahora su sangre es real..

- ¡Salvad a la reina! ¡Salvad...!- es lo ultimo que grita la capitana antes de caer.

- Temyscira ha caido, la ciudad ha caido.
Ante mi veo al invasor

¿No lo entiendes, verdad?-

- ¿No lo entiendes, torpe hechicera?-.

Rie fuerte con un rugido sordo. Rie....

Su mano rodea mi cuello, mis ojos buscan a mi diosa, con lágrimas la interrogo.

El oscuro grita:

!La bruja es mia!

Recuerda que en la sección de poesía y emoción de Matemáticas y Poesía puedes encontrar otros poemas

Otro relatos de César Aguilar:

Sueña en mí ~ : ~ Honor ~ : ~ Los dioses olvidados

La mariposa y el abismo ~ : ~ La bruja es mia


Página publicada por: